Porque hay historias que merecen ser contadas...

Es hoy cuando decido aprovechar la bondad de internet para empezar a organizar una parte de mi vida. Alguien me comentó que había creado un blog para su mamá y lo vi como una buena alternativa de poner en orden un gusto que siempre tuve y nunca me animé a compartir masivamente, quizá porque en realidad no me considero bueno, sino simplemente un aficionado que encontró en la escritura una descarga, una terapia, y sobre todo una forma de no matar los recuerdos, porque a medida que pasa el tiempo, la memoria nos engaña.
No recuerdo cuando descubrí este gusto, pero fue hace mucho tiempo y gracias al amor por la enseñanza y la literatura de una profesora del secundario (Ana Machado), y porque algo merecía ser documentado de alguna manera, y para mi la palabra escrita es la mejor forma de trascender cualquier frontera, incluso cuando el tiempo, la vida, y la muerte nos condenan a un final anunciado. Porque sigo insistiendo en que hay cosas que son infinitas, y no todo termina cuando nos llega la hora, porque al límite de nuestra existencia lo determinamos nosotros mismos con lo cosechado en vida, y hay palabras que tienen miles de años y perduran gracias a que alguien las escribió en un papel, una piedra, una pared.
La literatura es un arte, y como todo arte es infinito. Muy lejos estoy yo de ser un artista, aunque en mi afán de escritor, alguna tuve la fantasía de que mucha gente llegara a leer lo que escribo con el mismo gusto con el que lo hago.
Soy desordenado por naturaleza, y en ese gran desorden perdí muchas cosas que escribí, nunca tuve un diario, bitácora, cuaderno, archivo, ni nada que conserve lo que fui escribiendo, y lamento haber perdido una parte de esos recuerdos que no merecen morir. Por eso es que decidí desde hoy recopilar mi material en un blog.
Porque internet es la herramienta mas usada del mundo, porque así voy a dejar perder lo que voy escribiendo, y porque quizá no cumpla ese sueño de que mucha gente lo lea, pero se que alguien lo va a leer y se va a encontrar entre mis recuerdos, y hasta quizá sonría de gusto.
Termino el prologo de mi blog con un GRACIAS a todas las personas que vayan a participar directa o indirectamente de él, porque cada día guarda mil historias que merecen ser contadas, y yo lo hago "por el gusto de escribir".

lunes, 27 de abril de 2009

Mi llanto eterno

Después de la tormenta,
más tormenta,
no hay clama,
es insoportable.
Tus palabras de ayer
tienen la misma razón de ser
que mi razón de hoy.
Ojala tus actos
te enorgullezcan siempre,
porque tu orgullo
te bloquea los sentimientos.
Añoranzas de viejos tiempos,
porque hoy tu voz
hizo silencio en mi vida.
Tu ausencia es mi realidad.
Otra vez amigo de la soledad,
otra vez,
vuelve el tiempo atrás.

Y al reloj que robó mi madrugada,
hoy lo puse en retroceso.
Sin odio, sin rencor,
me resigno al amor,
que alguna vez creí eterno.

La única condena es el dolor,
aún hay cosas para siempre.
La lluvia me trajo lágrimas saladas
que curan heridas profundas.
Hoy no me queda más que llorar
y morir de a poco.

Mis mensajes de amor
se borraron
cuando se llenó tu memoria,
y tu voz,
tu voz hizo silencio.
He de respetar tu voluntad.

¿Qué son tus acciones,
sino balas por la espalda?
¿Qué es tu silencio,
sino abandono?
¿Qué son tus palabras,
sino una inmensa contradicción?
¿Que es el vacío absoluto,
sino tu ausencia?
¿Y tu ausencia?
Mi llanto eterno..

1 comentario:

๑۩ talía ۩๑ dijo...

Ya de paso por tu blog, quería dejarte mi comentario.
Muy lindo lo que escribís. Bueno que puedas compartirlo.
Saludos.